GAS – Rausch (Ambient)

Calificación: 6-/10

La manera en la que la naturaleza se interpreta y se descubre ante uno es completamente subjetiva. Por muy real que sea el pasto mojado en una pradera después de haber llovido, o la tierra húmeda y mohosa de un bosque en el anochecer, lo que uno siente al estar en estos espacios se reduce a pura justificación subjetiva. Mientras que a algunos los llena de alegría estar rodeados de tanta belleza no sintética en un paraje perdido del mundo, a otros les puede llegar a abrumar o molestar ese mismo punto del mapa.

Wolfgang Voigt, mejor conocido por su apodo GAS, es dueño de la interpretación más famosa sobre la naturaleza, musicalmente hablando. Con su trilogía Zaureberg, Pop, Königsfort, Voigt se hizo cargo en los años 2000 de crear el sonido perfecto para los espacios naturales, y de cómo uno debía de percibirlo. Usando como pilar su afición a los bosques y el tiempo que en su infancia había perdido en los bosques de Königsfort enfrente de su casa, esta trilogía logró usar sintetizadores y ritmos de percusiones Dance para evocar mejor que nadie la belleza de la naturaleza. Usando crujidos de sintetizadores como si fueran grillos o agua corriendo por un río, ritmos de piano eléctrico como si el sol estuviera dando pie a un nuevo día, y pasajes orgánicos muy repetitivos, GAS influenció a músicos como Bon Iver a lo largo del globo en cómo la naturaleza debía de escucharse a través de unas bocinas.

17 años después GAS regresó a la escena musical, pero toda inocencia que la naturaleza le había traído se había esfumado. Con Narkopop, GAS hizo manifiesto un lado oscuro de sí mismo que muy pocas veces uno había podido sentir de sus proyectos anteriores. Si antes la naturaleza era evocada por su presencia gigantesca, ahora era transmitida por su falta total. Usando una instrumentación orquestal que combinaba música clásica y música ambiental, GAS trató de hacer todo lo opuesto a lo que había creado en su material pasado. Con lo que no contaba es que el resultado iba a ser tan poco interesante.; con muy poca novedad auditiva y una ceguera composicional en sus canciones que no daban mucho espacio a interpretar, Narkopop lograba evocar miedo y cansancio pero gracias a sus defectos y no gracias a sus habilidades artísticas.

En su nuevo disco, Rausch, GAS navega por un paraje parecido donde la naturaleza ha perdido todos sus aspectos de belleza convencional. Traduciendose directamente del alemán a “narcóticos”, Rausch es el equivalente a estar dopado a la mitad de un bosque denso. Es un estado de fiebre delirante en donde uno se pone a caminar ciegamente paso por paso a lo largo de un camino que nunca termina, o que uno siente que nunca termina. Humedad y frío te hacen temer de no poder seguir más y caer de boca en el piso.

Musicalmente, el disco es una versión impresionista de Narkopop. Con orquestas de cuerdas y sintetizadores, uno siente que hay música en donde realmente no la hay. Esto como experiencia sirve para darle al oyente el sentido de que está perdido y de que nada tiene sentido, pero si uno va de canción en canción uno descubre que no hay verdadera diferencia entre una y otra.  Por ejemplo, de “Rausch 1” a “Rausch 4” uno no puede sentir que uno está escuchando exactamente la misma canción. Exceptuado el vacío de percusiones en “Rausch 1” esta secuencia sirve mucho para ambientar el disco, pero no para interesar a uno. El disco no cambia hasta “Rausch 5” donde un ritmo de percusión mucho más orgánico y mejor calibrado le da entrada a una de las canciones más memorables del disco junto con “Rausch 6” que logra usar la instrumentación como debió de haberla usado a lo largo de todo el disco: con sentimiento y no con vacíos.

Pero exceptuando algunos sintetizadores crujientes que suenan de repentinamente o algunos pasajes de piano eléctrico, el disco es demasiado parecido a Narkopop, y sobre todo en sus fallas. Aunque el disco es ciertamente una experiencia interesante, el resultado termina siendo otro disco vacío de sentimientos. Resident Advisor menciona que este disco evoca nostalgia, pero la verdadera nostalgia nace porque uno añora esos tiempos de Pop donde la naturaleza te hacía sentir, y no querer escapar de ella.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.